Le Petit Penguin se pone eurovisivo

25 mayo, 2012 § 4 comentarios

Se acerca Eurovisión, sin duda, uno de los eventos más importantes del año. Y si lo habéis adivinado, además de ser una fashion victim soy además un eurofan empedernido. Y claro no podía dejar pasar esta ocasión para comentar los estilismos más destacados en nuestro paso por este mítico festival.

Y es que el festival de modelitos, y nunca mejor dicho, que hemos tenido el placer de ver sobre este escenario por parte de España ha sido todo un espectáculo. Nos siempre placentero, todo sea dicho.

El primer año que participamos con Conchita Bautista como representante, la verdad es que no arriesgamos demasiado, aunque corriendo el año 1961 es posible que un vestido tan marcado y con pronunciado escote fuese una apuesta innovadora.

Unos años más tarde, de nuevo con la misma representante nos encontramos con una vestido mucho más adecuado para mi gusto, con un lijero toque folclórico los volantes le dan un toque muy actual, a mi no me importaría tener uno de esos…

En 1968 llegaría nuestra época dorada en el festival, Massiel y su La, la, la conquistaron Europa, al fin ganamos Eurovisión. Aunque ciertamente el vestido no es nada espectacular. La falda, peculiarmente corta llamó, en su momento, la atención de todos los españoles. Y sin duda esa noche este correcto diseño de Courrèges pasó a la historia.

Un año más tarde el que sin duda ha sido el vestido más espectacular que hemos lucido frente al público europeo. Salomé sorprendió a toda Europa con un pijama azul cielo con flecos de cerámica diseñado por el ilustre Pertegaz. El movimiento de los curiosos flecos junto con la simple coreografía realizada por la intérprete no le fueron indiferentes a nadie y logramos de nuevo alcanzar el primer puesto, aunque está vez con empate incluido. Esta sería la última vez que llegaríamos tan alto y sin duda, el vestuario fue el verdadero artífice de esta victoria.

En 1971 la cantante Karina volvió a apostar por el color azul que tanta suerte le dio a Salomé unas ediciones atrás. El vestido diseñado por Antonio Nieto con una apertura circular en la parte inferior del frente delantero y muy sobrio por lo demás, dio mucho que hablar en aquellos días. Aunque en esta ocasión nos quedáramos en el segundo puesto.

Otras de las actuaciones más recordadas en cuanto a vestuario es la de Mocedades en 1973. Y es que ¿quien no tiene en su memoria esa falda verde acompañada de esa especie de ramillete navideño que lució Amaya? Aunque he de decir que a mí no me desagrada…

Unos años más han de pasar para que de lugar la siguiente actuación que comentaré. Y es que en 1980 con Trigo Limpio, las lentejuelas hacen acto de presencia en el escenario, material predilecto de esta década.

En 1983, Remedios Amaya aparecía descalza en su actuación con un discutible vestido más propio del veraneo en Santa Pola que de servir de lucimiento ante Europa.

De nuevo en está década Patricia Kraus intentó dar una nota de color a su vestuario con un vaporoso pañuelo verde, pero ni por esas consiguió salvar este estrafalario conjunto.

Y llegamos a mi favorita, en 1989 Nina luce un look que es, sin duda, la representación de la culminación de los 80´. Lo tiene todo, permanente, lycra, fruncido, lazos… Aunque claro, con el paso del tiempo se ha ido desluciendo…

En 1993 volvemos a tirar de folclores. Eva Santamaría luce un vestido de inspiración taurina con pedrería y flecos, la verdad es que el look me encanta, lastima que la actuación en si no sea para tanto.

Y llegamos al nuevo siglo, en 2002 se produjo si no las más, una de las actuaciones más recordadas del milenio, al menos en nuestro país. Rosa de España fue a Eurovisión y fue todo un fenómeno. Aunque estilísticamente hablando la verdad es que no le dimos muchas vueltas. Las faldas de las coristas (Chenoa y Gisela) no tienen nombre, vamos que ni para aquella época. En fin no entro en detalles porque puede que no acabe nunca.

Y por último la actuación de Soraya en 2009, de esta no hay nada que salvar, ni la canción, ni el baile y desde luego ni el estilismo… Ese traje de lycra y pedrería digno de Mira quien baila echó a perder todas las nulas posibilidades que de por sí podríamos tener…

Y con esto terminan mis reflexiones sobre el estilismo en el mítico festival de Eurovisión. Veremos a ver con que nos sorprenden este año. ¡Y lo comentaremos en Twitter!

Anuncios

Etiquetado:, , , , , , , , , , , , , , , ,

§ 4 respuestas a Le Petit Penguin se pone eurovisivo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Le Petit Penguin se pone eurovisivo en Le Petit Penguin.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: